6/5/08

la letra pequeña de la vida

Estoy donde les dije. Detrás de la ventana.
El sol entra en naranja y empapa las cortinas.
La vida se relaja. Y los infinitivos, al fin,
son sólamente el eje de los días.
Abro la puerta. No miro de reojo a los bandidos.








y el amor
que golpea
tan catódico
transforma

en agua limpia
los escombros







13 comentarios:

david dijo...

Qué honor, ¡el primero en comentar tras tu regreso! Si lo llego a saber tardo un rato más en ponerme la corbata...

Que no, que no me la voy a poner.

Que no.

Que nooo.

...

...bueno va.

Amor catódico. Recuerdo de la Bruja Avería (la del recuerdo, no esa de la que hablábamos, que parecía peor que esta ya mitológica), y todo lo que los recuerdos de entonces traen, colores más vivos, inventados pero no por ello menos añorados, en fin, reconstrucciones de la felicidad que está muy bien tener porque termina el recuerdo y tampoco deslucen el presente. Que puede ser catódico, caótico, cuántico, relativista, teleológico, místico, mundano, arcano, y siempre relampagueante, hum, el presente, qué bonito.

Saludaré, pasado por la mañana, a una ventana escogida al azar, por si las casualidades y los azares quisieran hacer que esa ventana y esta tuya coincidiesen, ¿te imaginas?

david dijo...

(y mentí, no me he puesto la corbata, qué pereza)

AROA dijo...

sabía que a tí lo de catódico te iba a llegar a alguna parte...

a alguna

si no es que vas a criticarlo duramente, vale

corbata?
eso es un flash back?
o vas pa'lante?
mira que yendo hacia delante tengo más facilidad
para el sueño
no avanzo no

pe-que-ño
(esto es un pie quebrao)

vega dijo...

eh! has vuelto! qué alegría mañanera pasarme por tu patio y encontrarte donde dijiste...

nos vemos luego, a lo mejor detrás de esas mismas ventanas desde las que ahora escribes viendo viajar a esas estrellas...

resumiendo: me alegra tu vuelta. y qué vuelta!!!
besos

Virginia Barbancho dijo...

Qué bien esta reapertura y el nuevo formato... huele tan a nueva etapa alrededor de este patio... felicidades preciosa!

Nos vemos luego

AROA dijo...

ahi merito mismo nos vemos,
pero con un poco más de sol
hasta luego chiquitas!

Mega dijo...

¿Cuál de ellos es? ¿Dónde está el limonero? A ver.
"Abro la puerta. No miro de reojo a los bandidos", dices. ¿Significa eso que fue robado con éxito? ;-)

Bien-venida
(otro pie quebrado)

AROA dijo...

el naranjo, más adelante ...

gracias por seguir por aquí Mega, qué gusto

Kika... dijo...

Eso, eso, aguardo el aroma cítrico de tus tardes de sol que entra en naranja...

... qué bueno que estés de vuelta...

besos y magia,
K

en tierra de nadie dijo...

¿Aroa?, ejem, más me vale tratarte bien en estos quince días, y ahora tendré que empollarme tu blog a ver si encuentro inspiración, jajaja.

Ya en serio, creo que las casas transmiten el espíritu de quien las habita y uno debe aprender a hacer de una casa su hogar. Estoy segura de que vas a ser muy feliz detrás de esas ventanas y que encontrarás inspiración y alegría entre esas paredes tan tuyas.

Tengo ganas de seguirte en el blog.

bss


pd.- gracias por el poema que me pusiste en el comentario, no lo conocía, me gustó mucho y me sorprendió la coincidencia.

Xavie dijo...

Me parecen excelentes los últimos versos. Sí señora.

y el amor
que golpea
tan catódico
transforma

en agua limpia
los escombros

Si me dejas, me gustaría incluirlos en mi blog, en la plantilla. Me encantan, tienen el ritmo justo. Casi un haiku.

Joder, y yo no creo en la envidia sana. :-P

Un beso,
X.

AROA dijo...

jiji, por supuesto compañero, un honor, y un placer

lotto numbers dijo...

It could challenge the ideas of the people who visit your blog.