31/10/08

para que vuelvas

Siete peldaños siete de regreso. Y una espera. Fue húmeda la noche bajo los soportales. Recuerda tú recuerda. Esperar con las manos enredadas en los bolsillos. Allá en la esquinita arriba, en el 121 era la contraseña, avenida 3, con calle 3. La calavera enjuta y sonriente guiñando un ojo, riéndome una mueca. La catrina se provoca a carcajadas y me invita a bailar con ella. Yo le digo que no, que aún no me voy, que suelte las manos, que no está la banda aún sobre el escenario. Que hay silencio y madrugada. Ahora debe estar el parque cubierto de pétalos naranjas arrancados de su corazón caliente. Las mujeres del mercado tiradas por la calle llenas de flores cultivadas lejos. Estas vienen de la montaña, estas de Coscomatepec. Compre, güerita compre. Y allá los changarritos allá desordenados llenos de azúcar. Ahora los niños de Huatusco sonríen delante de los altares. Una fotografía. Los niños jugando con la muerte en siete pasos. Y en cada esquina cada huele el pan dulce recién hecho. No comas la comida no que viene el muerto. Nosotros robamos chocolate amargo al entrar al periódico. No bebas tequila no de los altares. Despertarás tus miedos. Una mano avanza, abajo por mi garganta abajo, y me revuelve los días. Siete recuerdos siete. Y yo, todavía yo, sin mi regreso.

En la foto, mi altarcito en casa, para volver

5 comentarios:

Danielsan dijo...

Ya esta la de Mexico... Besos

aroa dijo...

ya está aquí el de vivo por seis euros al día a 10 metros de la playa, el ser humano que taaaaanto viaja... pssss... jiji

ETDN dijo...

Espero que mi velita de Halloween, visitante durante unas horas del altarcito, contribuya a cumplir tus deseos, el de vuelta y los que queden...

Y que cuándo repetimos la cata ;)

Gracias, me gustó mucho asistir a tan informal evento, jiji

pd.- uy, que palabreja, suena a nombre de pequeño psicópata:
"Demintin"

aroa dijo...

y espero que también cumpla los tuyos,... aunque tal vez al estar ahí, acabes en México bajo una palmera tomando un tequila sunrise en breve, a mí es que el objetivo se me distrae, quién sabe

Archivero dijo...

qué cosas, yo que quiero regresar a madrid y tú que quieres regresar a mi méxico. jaja.
saludos.