7/2/08



'En la tienda de muebles

hay mil besos vacíos. Ayúdame a escoger,

mira la cama grande y abrazada,

el sofá de las tardes infinitas,

un armario que puede

doblar las estaciones y guardarlas,

de cuánto los recibos,

la mesa familiar, mira el espejo

que sabrá la estatura de los niños,

podemos firmar letras,

amor, es tu desnudo

lo que divide el mapa de las sábanas.

Seguir, envejecer, soñar la vida

en el tanto por ciento de un abrazo'

l.g.m.

3 comentarios:

AROA dijo...

el poema- de Luis García Montero

la ocurrencia- de una conversación esta mañana con la mujer que vive arriba, en la montaña, que me dijo que la cama es el mejor mueble de la casa

Lara dijo...

oh! un poema de ilusión

como la tuya



elige bien, mullida o firme

y que ésa sea tu verdadera casa

Rodolfo Serrano dijo...

Gracias por estos versos. Gracias por traerlo